miércoles, 12 de enero de 2011

¡Mátate, tía!

La Muerte siempre está de moda, puede ser en la carretera, en la cama, jugando al fútbol, jugando con navajas...
La Muerte es que te mueres o que te matan, o que te suicidas. Suicidarse es una cosa muy seria, requiere convencimiento y decisión. Cualquiera no sirve para suicida.
Una tía abuela mia ha intentado suicidarse un montón de veces, pero como si nada, siempre le falla algo. La verdad es que es muy patosa. No obstante se ha sacado el carné de conducir a la primera, y eso que dedicaba el mismo tiempo a ambos empeños; todos lo días, nada más salir de la autoescuela, se iba a casa a intentar suicidarse, o se iba a un puente para tirarse desde allí, pero siempre pasaba algún conocido que la convencia de que el suicidio no está bien visto a los ojos de Dios.
Ahora dice que ya no va a fallar, que se va a matar chocando su coche contra un muro o lanzándose por un precipicio.
Si falla esta vez es que ya es tonta de remate. ¡Venga, tía abuela, anímate que en la carretera se mata mucha gente, y no ibas a ser tú menos!



Picaresca de fumetas.

Oigo en la radio que ha nacido una picardía nueva: Con la disculpa de salir a echar un cigarrillo a la calle, mucha gente se marcha de los bares sin pagar. Contando que eso supone un ahorro en la economía de los fumetas, algo bueno ha traído la ley antitabaco. Aunque es posible que ahora se imponga el cartelito: "Se ruega abonen sus consumiciones antes de salir al fumeteo"

8 comentarios:

ANITA dijo...

Su tía abuela es persistente,como los insumisos fumaqueros.
Si tiene razón elegí una mala época para dejar de fumar, pero soy de ideas fijas y si digo hoy es hoy, de todas maneras cuando cojo los libros es cuando menos me acuerdo del cigarro.
Esa picaresca, si ya tienen perdidas los bares si encima aprovechan y se van sin pagar, apaga y vamonos. Jetas en todos lados y si, lo hacen, el domingo estuve con una amiga tomando algo y la peña salia a fumar, uno de los que salieron se fue sin pagar, menudo mosqueo se pilló el camarero.
No si esto va a traer cola.
Besos sin humo y ansiedad

Obdulio de Oklahoma dijo...

La cola que va a traer es fácil de imaginar: "se ruega abonen las consumiciones por adelantado" Jode pagar un servicio cuando aún no has disfrutado de él, pero mirá, los putiferios esos de hamburguesas lo hacen así y nadie protesta.
Comercialmente van a ganar los que tengan ideas para que los fumadores estén a gusto fuera. Una idea buena, quizá alguien la haya pensado antes que yo, es abaratar el precio de la consumición del que no salga a fumar fuera. Claro que, una caña se bebe enseguida, lo veo más cosa de restaurantes y locales nocturnos.
¡Pues me lo alegro montón que se lo haya tomado en serio!... El mono sólo dura un tiempillo, y luego a disfrutar de unos pulmones sanos, un buen apetito, un ahorro considerable y la libertad de no depender de un producto malo.
¡Besos esperanzados!

ANITA dijo...

Lo mejor es el ahorro caballero pero es que no para de comer y picotear me da mucha hambre, y eso se convierte en kilos y ya he pillado 3 de mas.
Pero me lo he propuesto y por mis ovarios que lo hago.
Además me va la salud en juego también.
Lo de abaratar no está mal pero eso no se lo puedo permitir mucha gente.

Obdulio de Oklahoma dijo...

¡Seguro que usted sigue estando fermosísima con esos tres kilillos añadidos al lote!
Hombre lo de abaratar... tiene sus picardías también, bajas por un lado y clavas por otro. También cada hostelero tiene su librillo como los maestrillos.
¡Besos de mucho mucho mucho mucho mucho ánimo para que lo consiga!

Alfonso dijo...

En esto de los suicidios frustrados por falta de convencimiento del presunto suicida, a veces, suele haber situaciones que rozan lo tragicómico que, aunque no quieras, no tienes más remedio que reirte.

Digo esto, y aun me río cada vez que lo recuerdo, porque de chavalote, con 17 o 18 años, después de una verbena de Sant Joan en la que te pasas toda la noche en compañía de media docena de amigos, visitando jolgorios varios en los que bebes por un lado y tratas de ligar por otro en el intento de acabar en la playa para seguir la tradición de ver como amanece el primer sol del equinoccio de verano, mientras intentas espantar la borrachera a hostias para no quedarte dormido ante tan magno acontecimiento, sucedió que observamos, que a pie de la orilla del mar se aglomeró un corro de gente. Nos acercamos al mismo y enseguida fuimos informados de que un tío se quería suicidar adentrándose poco a poco en el mar hasta que este le cubriera la cabeza y así poder ahogarse.

Vi como, efectivamente, un hombre iba andando avanzando mar adentro con el agua ya por el cuello. Siguió avanzando hasta que el agua lo cubrió totalmente. No pasaron cinco o seis segundos hasta que vimos emerger otra vez la cabeza en dirección a la playa, tosiendo como un desesperado, con síntomas de arcadas como quien va a vomitar producida lógicamente por el agua. Estuvo tosiendo y echando mocos un buen rato y cuando aquél tipo se recuperó volvió a intentarlo de nuevo. Al cabo de los pocos segundos de haberle cubierto el agua volvió a salir otra vez tosiendo violentamente y soltando ya algún vómito con su correspondiente ración de macarrones (cosa curiosa esta, porque la mayoría de vómitos que se ven en el suelo suelen ser de macarrones con tomate sin masticar).

Cuando fue a por el tercer intento el cachondeo que teníamos por las arengas jocosas que le lanzábamos al individuo y toda clase de comentarios chistosos al respecto ya nos causaba hilaridad.

Tercer intento fallido en las mismas circunstancias. Vuelta otra vez para afuera con la angustia que te produce el agua de mar cuando invade conductos anatómicos que no permiten su intromisión. Las risas y el cachondeo que aquél cómico intento de suicidio estaban provocando eran ya más que patente.

Aquel hombre intentaba "suicidarse" introduciéndose en el mar poco a poco y eso, lógicamente, no hay cuerpo que lo resista. El instinto de conservación y los mecanismos de defensa del cuerpo, aunque no quisiera, le estaban impidiendo al buen hombre acabar con su vida. Al final nos metimos en el mar para hacerlo llegar a la orilla y quitarle de la cabeza la tontería que estaba haciendo. Además, los que se iban a morir de risa erámos nosotros. Cuando aquél señor, entre toses, mocos e hipos dijo con una gracia involuntaria infinita: ¡¡¡es que me da fatiga!!!... yo no sabía donde meterme de la risa que me entraba.

Como usted dice, suicidarse es cosa seria... además de difícil.

Saludos afectuosos.

Obdulio de Oklahoma dijo...

¡Buenos días, Don Alfonso!
Siempre que he escuchado eso de "suicidarse es de cobardes", he respondido automáticamente: "¡qué coño, es de valientes!"
El protagonista de su relato, si quería hacerlo de verdad, podía haber optado por un puente. Te lanzas al vacío y ahí no hay posibilidad alguna de retorno. Te das la gran hostia y punto.
Entre los suicidas están los que quieren suicidarse y los que quieren llamar la atención.
¡Abrazos!

calimeroesmalo dijo...

Yo una vez intenté matarme leyendo el libro de Sanchez Dragó, el de las Japonesas Ninfómanas de 13 años, pero no pude acabarlo.
En cuanto llevaba 13 páginas, las hemorragías oculares pudieron conmigo y tuve que dejarlo.
Luego intenté suicidarme viendo un video porno de Falete y un buffet...La escena en que falete hace el salto del tigre sobre una fuente de salsa boloñesa con champiñones fué demasiado para mí y entonces traté de suicidarme viendo VERANO AFULL ( versión pirata claro está) rebobinandolo sin parar....
Ver morir a Chanclete 37 veces de Tubercolosis me hizo amar la vida y aquí me teneis!!!!
¡ Abrazotes y perdon x el retraso, que ando de examenes!

Obdulio de Oklahoma dijo...

Me ha arrancado usted la primera carcajada de la mañana: "Falete haciendo el salto del tigre sobre una fuente de salsa boloñesa con champiñones". ¡Genial!,digno de Tarantino o de Alex de la Iglesia!
¡Venga, a aprobar los exámenes se ha dicho!
¡Abrazos muy abrazados sin mariconadas!